Página principal
Artículos

¿Qué pasó en las elecciones?

HIPÓTESIS NO. 1: EL FACTOR CHI

Primera versión: 23 de Octubre de 2020 (en desarrollo)

Texto: Ana Lucía Velasco (avelascou@gmail.com)
Análisis de datos: Diego Aliaga

código fuente

Los resultados de las últimas elecciones presidenciales en Bolivia han generado mucha sorpresa en la población boliviana. Después de un final ajustado en el referéndum de la re-postulación del binomio Evo-Álvaro el año 2016 y de las controversiales elecciones nacionales del 2019, las expectativas sobre los resultados de las elecciones del 2020 eran muy altas. El margen de diferencia en el resultado final de las elecciones 2020 ha causado sorpresa. A pesar de esto, un breve análisis comparativo entre los datos oficiales de la elección del 2020 y la elección del 2019 arroja pistas interesantes que nos ayudan a entender mejor lo que pasó en las últimas elecciones.

La primera hipótesis que trataremos aquí es la que hemos denominado como “el factor CHI”.

Tabla 1: Número de votantes válidos (VV) y habilitados (HAB) para este análisis. Solo utilizamos las mesas para las cuales el código de mesa no ha cambiado entre 2020 y 2019

La siguiente información es obtenida realizando un análisis de grupos (clusters) con el método de 'KMeans'. El objetivo es agrupar en clusters a las mesas que han tenido cambios similares en los votos para cada partido, es decir, dónde la tendencia de la variación de votos en las mesas respecto al año pasado es comparable.

Todo lo que está por encima de 0 en la siguiente figura (Fig. 1), representa votos que un partido político ganó respecto al año pasado, y lo que está por debajo equivale a los votos que el partido perdió. En el caso de Creemos que no participó en 2019, el cambio es siempre positivo. Lo opuesto ocurre con 21F que no participó en 2020.

Los resultados de este análisis también se ven reflejados en la Tabla 2.

Fig. 1: Porcentaje del cambio de votos para cada mesa entre 2020 y 2019 por cluster. Las líneas negras muestran la desviación estandard. * NB= nulos blancos

Tabla 2: Porcentajes de votos mostrados en la Fig. 1.

En este gráfico (Fig. 1) mostramos 5 casos identificados. Los primeros dos casos son los de los clusters ++MAS y +MAS. El primero muestra cerca a 7 mil mesas de votación y el segundo cerca a 11 mil mesas. En el primer caso el MAS se beneficia de un gran número de votos de Chi, Carlos Mesa y votos nulos y blancos, en ese orden. Creemos parece beneficiarse de una cantidad pequeña de votos que quedaron cautivos por la retirada de la sigla del 21F (este es nuestro supuesto dada la afinidad política). En el segundo caso, el comportamiento es similar pero el aumento de votos del MAS no es tan alto y en comunidad ciudadana no se da ni un aumento ni un decremento.

En los siguientes clusters +CRE y ++CRE podemos ver los casos en los que la agrupación Creemos ha obtenido votos y de dónde los obtuvo. Ambos clusters están compuestos de cerca de 8 mil mesas de sufragio. En ambos casos vemos cómo antiguos votantes de CC, de 21F y de Chi, en ese orden, beneficiaron en mayor y abrumadora medida a Creemos y, en una pequeña minoría, al MAS. De estos datos podemos ver que aquellos votantes que se han desencantado con el MAS y decidieron dar su apoyo a CC o a Creemos, sí existen, pero son casos excepcionales, el caso más común es el ex votante de Chi que decide dar su voto al MAS y ex votantes de CC que deciden dar su voto a Creemos.

Resumiendo: ¿Cómo cambió el voto entre el 2019 al 2020? Principalmente, el 7.30% de votación que perdió Chi el 2020 fue en mayor medida hacia el MAS y en menor medida a Creemos, y en mucha menor medida a CC. El segundo cambio evidente es que Creemos recogió la votación de la agrupación 21F, poco de la votación de Chi y menos aún de votantes del MAS, pero logró atraer a un importante porcentaje del voto de CC. Podemos ver los siguientes datos en números absolutos en el siguiente gráfico y tabla (Fig. 2, Tabla 3).

Fig 2. Cambio de voto en valor absoluto para cada cluster mostrado en la Fig. 1.

Tabla 3: Cantidad de votos mostrados en la Fig. 2.